Nuevos tiempos, nuevas ideas y nuevos momentos

En junio del 1988, nueve arquitectos, incluyendo Luis Sierra (Q.E.P.D.), Segundo Cardona y Alberto Ferrer, dibujaban a mano con plumillas, revisaban dibujos y verificaban arduamente la propuesta. La firma de arquitectos Sierra Cardona Ferrer estaba a punto de someter su proposición para la competencia de diseño del Pabellón de Puerto Rico en la Feria Internacional de Sevilla de 1992. A mí me tocó dibujar la planta del solar, incluyendo las sombras del Pabellón: tres volúmenes claramente identificados. El primer volumen triangular cubierto en piedra, alusivo a nuestro pasado colonial; la arcada blanca, representando el presente, servía de puente con el tercer volumen cilíndrico, cuya geometría y acabado metálico cobrizo simbolizaba el futuro. El agua bordeaba dicho cilindro, simulando el mar que nos rodea; y una gran escalinata curveada le abría las puertas al Mundo, con el propósito de informarle al universo cómo Puerto Rico se proyectaba hacia el Nuevo Milenio. La visión de que Puerto Rico se uniría al mundo y el mundo a Puerto Rico afectó directamente el desarrollo de la arquitectura en los pasados 25 años. Hasta este momento, en el 2010, la tecnología ha transformado considerablemente nuestra profesión y muchas otras. Allá, en el 1988 aún dibujábamos a mano y conceptuar era difícil de visualizar.

Hacen tan sólo unos meses, la firma de arquitectos SCF cumplió 25 años de mantener un verdadero compromiso con el concepto de perdurar los valores arquitectónicos a través de soluciones innovadoras de diseño. La predicción propuesta para el Pabellón de Sevilla se convirtió en dogma. Hemos vivido una transformación en donde el arquitecto ha dejado de ser el único protagonista de la obra de diseño integrándose a una red más compleja, en donde las diferencias en pericias como iluminación, acústica, estructuras, sistemas de información y métodos de construcción, son indispensables en el desarrollo y éxito de un proyecto. En el 2010, ya un Nuevo Milenio, no podemos olvidar la tecnología que sirve de herramienta indispensable en la visualización conceptual del diseño gracias a los dibujos digitales, en la comunicación del equipo de trabajo y en la documentación del progreso de la obra. Esas nuevas herramientas tecnológicas nos dieron la oportunidad de “hacer ciudad”. En muy pocas ocasiones los arquitectos tenemos la dicha de diseñar proyectos contigüos, que se complementen entre sí, tanto en función como en forma, creando un diseño coherente y lógico. SCF Arquitectos tuvo la increíble oportunidad de diseñar tres proyectos adyacentes de relevante importancia para nuestra Isla en progreso. Este fue el caso del Coliseo de Puerto Rico, la Estación del Tren Urbano del Coliseo y la ampliación al Popular Center en Hato Rey. Localizar el Coliseo en Hato Rey no fue una decisión arbitraria. Hato Rey, centro financiero de San Juan, es una ciudad viva de día, pero muerta durante la noche y los fines de semanas, justamente los momentos en que se celebran las actividades de entretenimiento. El Coliseo le dio vida a Hato Rey y su complemento perfecto fue la Estación del Tren Urbano. Una de las grandes preocupaciones cuando se construyó el Coliseo fue que no se estaba proveyendo suficiente estacionamiento. En nuestra mentalidad amarrada al carro no se podía comprender lo práctico, sencillo, y seguro de la transportación colectiva. El Tren Urbano le dio a los puertorriqueños la oportunidad de disfrutarse la ciudad desde otra perspectiva urbana. Físicamente, es difícil tirar una línea entre lo que se considera terreno de la estación de Hato Rey y la plaza de llegada del Coliseo, porque hay una fusión física entre los mismos. Nos enorgullece haberle ofrecido a Puerto Rico este nuevo concepto.

La ampliación del Popular Center en Hato Rey, más allá de remodelar los comercios que lo componen, tuvo el propósito de animar el bloque que rodea al edificio principal, activar su entorno y conectar todos sus lados a través de una arcada techada adyacente a la acera. Los ángulos en el diseño responden a la localización del Tren Urbano y al Coliseo para integrarse físicamente a los mismos y así proveer fluidez urbana a nivel peatonal en toda el área. Fue un diseño coherente.

Paralelo a la nueva tecnología, la conciencia ambiental y los riesgos que el desarrollo no planificado pudiese tener sobre nuestra isla han sido los protagonistas durante los pasados años. Se puede construir respetando el ambiente. “Construcción” no es sinónimo a “destrucción”. Términos como “desarrollo sustentable”, “reciclaje”, “eficiencia energética” se han convertido en requisitos indispensable en el Nuevo Milenio. Proyectos residenciales como La Cima de Torrimar y Luchetti 1212 tomaron en consideración la orientación del edificio, la integración de la luz natural al interior, la dirección de la brisa, la provisión de equipo electro-mecánico eficiente y la especificación de materiales sustentables.

Ya nos habíamos enamorado de la naturaleza cuando diseñamos el proyecto El Portal del Yunque, localizado en el bosque tropical del sureste de Puerto Rico, en donde el protagonista es la naturaleza, no la arquitectura. Para poder disfrutarlo y entenderlo, la lluvia que cae en el pabellón central del Portal fue parte integral del diseño. Por eso, las vigas expuestas en una porción del pabellón central fueron deliberadamente dejadas en ese estado.

Estamos a finales del año 2010. Puerto Rico está pasando, al igual que el resto del mundo, por una recesión económica que ha afectado la forma en que ejercemos nuestra profesión. La nueva tecnología debe servirnos de herramienta para reinventarnos, para integrarnos más al mundo y así, ayudarnos a afrontar los retos económicos que nos acechan. Uno pensaría que por la situación actual, no hay espacio para nuevos arquitectos. Pero la realidad es que estudiar arquitectura no se limita a diseñar edificios. Es una profesión que te enseña a pensar en tres dimensiones, a visualizar el futuro colectivo de tu entorno y a contribuir en su desarrollo. La Nueva Escuela de Arquitectura de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico en Ponce, diseñada por SCF Arquitectos, que abrió hace sólo un año, evidencia esta realidad. Sus facilidades están localizadas en el casco histórico de Ponce, frente a la Estación de Bombas en la Plaza. Para este proyecto, rehabilitamos un edificio histórico, integrando la nueva tecnología al currículo académico y la arquitectura original. Es la fusión entre el pasado y el futuro predicho por Luis Sierra y que a nosotros, en SCF Arquitectos, nos sirve de inspiración para afrontar nuestros próximos 25 años….”Y dejamos de ser isla, sin dejar de serlo.”

Deja un comentario

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Ocean Drive Puerto Rico is the quintessential luxury, fashion, and digital lifestyle magazine in Puerto Rico, delivering the latest trends in fashion, beauty, art, travel, real estate, and entertainment.

Advertise With Us
Únete hoy a nuestra lista para mantenerte al día de los últimos eventos y tendencias.
Únete ahora gratis
Contact us
If you are interested or have any questions, send us a message.
Send Message
SUSCRÍBETE GRATIS
OD VIP LIST
Entérate antes que todos de los mejores eventos en tu ciudad.
SUSCRÍBETE GRATIS
OD VIP LIST
Entérate antes que todos de los mejores eventos en tu ciudad.